Irregularidades en servicio de recolección de basura afectan a juarenses


Ciudadanos de diferentes sectores de la ciudad han externado su inconformidad con el servicio de la empresa PASA

Susana vive en un condominio en la colonia Eco 2000. Mayra tiene una tienda de abarrotes en la calle Tabaco de la colonia Felipe Ángeles, misma en la que María vive en una vecindad con otras tres familias. La distancia entre estas dos zonas de la ciudad es de 28.3 kilómetros, pero estas ciudadanas y sus familias tienen en común los problemas con la irregularidad del servicio de recolección de basura.


Mayra Romero y su familia tienen una pequeña tienda de abarrotes llamada Lord en la calle Tabaco de la colonia Felipe Ángeles. Al preguntarles por el contenedor de basura al exterior, que se encontraba repleto, expresaron que es común la acumulación de desechos, ya en ocasiones les niegan el servicio si no dan propina a los repartidores o no se detienen los camiones en su calle.


Aquí debería de pasar los martes, jueves y sábado; pero hay semanas que sólo pasa un día, por ejemplo, esta semana pasó el domingo explicó Mayra el viernes 3 de junio, a casi una semana de la última recolección.

Cúmulo de basura fuera de uno de los establecimientos de abarrotes / Foto: Gustavo Torres /

En esa misma colonia, María Martínez contó, mientras vaciaba un pequeño bote de basura en uno de los tres contenedores que comparte con otras tres familias más, que en su calle sólo se recoge la basura dos días: lunes y sábado. Sin embargo, en las últimas semanas ha pasado sólo los lunes: Se acumula la basura. A veces no sólo es la de los que vivimos aquí, sino también de otras personas de las calles de más arriba, porque los camiones no pueden subir. No importa si pasa sólo dos días, pero que pase.


Del otro lado de la ciudad, en la colonia Eco 2000, Susana Palma vive en un condominio de dos pisos, en el que viven 7 familias. En esta zona debería hacerse la recolección lunes, miércoles y viernes, pero aquí el servicio también es deficiente: Ahora no tienen horario ni día. Desde antes de la cuarentena, el servicio ya era irregular. Es un problema que se suma a los baches y la falta de alumbrado; ya son muchas cosas, nos están dejando de lado.


La acumulación de basura no sólo afecta con la ocupación de los espacios, sino que también genera malos olores y condiciones insalubres para los juarenses:


Ayer tuve que apagar mi aire acondicionado, porque la basura genera un olor pestilente que se mete a la casa. Tuve que optar por abrir las ventanas que están más lejos de la basura y utilizar ventiladores, pero no es suficiente con las altas temperaturas. expresó la residente.


No sólo se trata de imagen urbana. Es un problema de salud pública.

Desde su posición como regidor, Óscar Gallegos, ha recibido, en repetidas ocasiones, quejas y denuncias ciudadanas acerca de la ineficiencia del servicio de recolección de basura en distintos sectores de la ciudad.


El funcionario solicitó la aprobación de una regularización inmediata del servicio de recolección de basura a cargo de la empresa Promotora Ambiental(PASA), sobre todo en las colonias al poniente y suroriente de la ciudad, ya que han sido las más afectadas por la deficiencia del servicio, a la vez que son las zonas con mayor índice de marginación y violencia en lo que va del año.


En mayo de 2019, se aprobó en cabildo la modificación del contrato con la empresa PASA con el objetivo de aumentar las rutas y reprogramar los días de recolección, aumentando de dos a tres visitas por semana en las colonias juarenses.

Los ciudadanos no se dan abasto y han tenido que utilizar más contenedores de basura / Foto: Gustavo Torres /

El regidor declaró que no se trataba de un ataque a la administración ni se buscaba revocar la concesión de manera inmediata, sino de una llamada de atención a la empresa: No es sólo terminar el contrato, sino solicitar la regularización del servicio y de no cumplir, canalizar el problema a las instituciones públicas del municipio para que se inicie la búsqueda de otras alternativas privadas.


Durante la sesión de cabildo del pasado 2 de julio, se desechó la solicitud propuesta anteriormente por el regidor Óscar Gallegos,por una mayoría de votos, que proponía establecer un plazo de 15 días naturales para la regularización del servicio antes de rescindir el contrato y encontrar nuevas alternativas.Sin embargo, se aprobó, por sugerencia del regidor René Carrasco Rojo, remitir a la Comisión de Servicios Públicos, de la que es coordinador, para un mayor análisis del problema y las alternativas. 

Danos tu opinión